"Teníamos un juguete", el texto de Hernán Casciari sobre la violencia

En medio de los sucesos de violencia que sacudieron el fútbol argentino, sobre todo en el superclásico de la Copa Libertadores, Hernán Casciari publicó en su blog Orsai un texto imperdible para reflexionar sobre el nivel de agresión que se vive adentro de la cancha.

Teníamos un juguete, por Hernán Casciari:

Teníamos un juguete; era el más divertido del mundo. No lo habíamos inventado nosotros pero jugábamos mejor que sus inventores. Aceptamos algunas palabras de su idioma original: ful, corner, orsai, pero enseguida lo llenamos de palabras nuestras: sombrero, rabona, pared. Empezamos a jugar en la vereda, en los patios, en invierno y verano, hasta que un día algunos de nosotros, los que jugaban mejor, dejaron sus empleos y se dedicaron por completo. ¡Y qué bien jugaban!
Era tan grande la belleza de sus movimientos que muchos dejamos de jugar y nos pusimos a mirarlos. Armamos clubes sociales, construimos tribunas de madera y de cemento, solamente para ver de cerca a los mejores de cada barrio. Después organizamos torneos semanales, discutimos reglas y elegimos colores para las camisetas. Éramos hombres, pero actuábamos como chicos la mañana del seis de enero.
Y claro, los que habíamos nacido en un barrio queríamos que el domingo ganaran los nuestros, y que los vecinos perdieran. Entonces le incorporamos una variante al juego: mientras durase el partido, los que mirábamos teníamos que cantar a coro y a los gritos. Y así lo hicimos.
¡Qué bien nos salía cantar! Pronto averiguamos que no solo éramos buenos con el juguete, sino también mirando el juego. No habíamos resultado espectadores tristes, como en otros continentes. Nosotros nos involucrábamos, tirábamos kilos de papel picado para recibir a los nuestros y componíamos canciones de aliento. «Sí sí señores / yo soy de Racing. / Sí sí señores / de corazón». Nos divertíamos durante la semana inventando estrofas, y hasta empezamos a componer otras, más picarescas, para fastidiar al vecino. «River tenía un carrito / Boca se lo sacó / River salió llorando / Boca salió campeón». Qué risa nos daba molestar a los vecinos.
Imagínense. Si el juguete ya era divertido en silencio, con el contrapunto de las tribunas el pasatiempo se convirtió en un espectáculo asombroso. Tanto, que venía gente de todo el mundo a conocer nuestra fiesta popular, llena de papel picado y de cantitos. Empezamos a decirle «hinchar» a la acción de fastidiar al rival con canciones picarescas. Y nos bautizamos a nosotros mismos «hinchas», y al grupo enfervorizado de la tribuna le pusimos de nombre «hinchada». Habíamos aprendido a vestir al juguete con accesorios.
Un día se hicieron tan numerosas las hinchadas, y tan efusivas, que tuvimos que poner barras de fierro en las tribunas, a la altura de la cadera, para no caernos en avalancha por culpa de la emoción. Más tarde esa barra de metal sirvió para que el hincha con mejor garganta, subido a ella, dirigiera el coro improvisado. Bautizamos a este hincha con el nombre de «barrabrava», porque sus malabares eran de vértigo.
Nuestros mejores jugadores, que ya empezaban a jugar en otros países, al debutar en el extranjero sentían un vacío: la emoción de las tribunas no era igual. Todos sentados, nadie cantando. Muchos elegían volver al club de su origen, incluso perdiendo fortunas, con tal de escuchar otra vez el rumor de las hinchadas dirigidas por los barras. Fue entonces cuando nos empezó a interesar más el accesorio que el juguete.
En esa época empezamos a exagerar la emoción que sentíamos. Los hinchas, que hasta entonces caricaturizábamos pequeñas guerras ficticias, olvidamos que actuábamos en chiste. Empezamos a llamarle «pasión» a nuestra simpatía por un club.
Y los cantos se volvieron literales. «Corrieron para acá / corrieron para allá / a todos esos putos los vamos a matar». A muchas empresas esto les pareció muy rentable y reforzaron la idea de «pasión». La pasión del encuentro. Todos unidos por una pasión. El juguete se había vuelto tan importante como la vida. Era, incluso, un resumen de la vida.
Entonces, una tarde, dejamos de alentar a los jugadores y empezamos a ser hinchas de nuestra propia pasión. «Pasan los años / pasan los jugadores / la hinchada está presente / no para de alentar».
Mientras en el pasto ocurría el juego, las tribunas se felicitaban a ellas mismas, y creímos sensato fundar periódicos, emisoras de radio y canales de televisión que informaran durante las veinticuatro horas sobre el juego, aunque el juego solo ocurriera una vez por semana. No nos pareció excesivo. Porque de martes a sábados queríamos saber sobre las hinchadas, sobre los barrabravas y sobre las pasiones.
Los periódicos le daban la misma importancia, en la portada, a un conflicto entre hinchas que a la guerra de Medio Oriente. Y los barrabravas empezaron a tener nombre y apellido en la prensa. Les sacaban fotografías, se hablaba de ellos en las tertulias. Cuanto mayor era su salvajismo, más grande su fama y su titular.
Los relatores del juego, que al inicio solo decían los nombres de los jugadores por la radio, también empezaron a fingir emoción exagerada en el relato. Durante los partidos gritaban los goles durante cincuenta segundos en el micrófono, como poseídos, como si no hubiera nada más importante en el universo, y después le pedían calma a las tribunas.
Nadie sabe cuándo fue, exactamente, que todo se fue al carajo. Nadie recuerda cuándo murió el primero de los nuestros, ni a manos de quién. Nadie sabe cómo algunos se hicieron dueños del juguete. Pero un día las tribunas se convirtieron en campos de batalla. Y la prensa no hablaba de la muerte de seres humanos, sino de la muerte de «hinchas de». Para alimentar la pasión.
Los jugadores que triunfaban en el extranjero ya no quisieron volver, y los dueños del juguete se llenaron los bolsillos sin mejorarle el mecanismo. Hoy, cuando vamos a ver jugar a los nuestros, ya no hay sombreros, ni rabonas, ni paredes. El pasto está alto y descuidado. Y pusieron una manga de plástico para que los jugadores puedan entrar a la cancha sin morir.
Teníamos un juguete. Era el más divertido del mundo. Todavía no sabemos si fue un accidente, pero rompimos el juguete en mil pedazos. Lo hicimos mierda.
Y lo más triste es que no sabemos jugar a otra cosa.


Por Hernán Casciari
Autor del libro «Messi es un perro y otros cuentos »

Fuente : http://canchallena.lanacion.com.ar//1795418-teniamos-un-juguete-el-texto-de-hernan-casciari-sobre-la-violencia

Soy lo que me inventé, lo que quiero.

MIL AÑOS LUZ
Hace tiempo estoy buscando la verdad
que me lleve adonde está la eternidad.
Sin la gloria, gloria, sin gloria me dejás,
una historia, un sueño nada más.

Hoy voy a viajar mil años luz,
ya no cargaré ninguna cruz.
Es ahora, es la hora, es la hora de soltar tus miedos.
Es la hora, es la hora de volar, volar, volar, volar, volar.
Soy lo que me inventé,
lo que quiero.
Y tú, ¿Dónde estás?
Si te miro te escapás.
¿A dónde vas?
No te corras, la pared te encontrará.
¿Por qué llorás? Si no hay nada que ocultar.
Es la hora, es la hora, es la hora de soltar tus miedos.
Es la hora, es la hora de volar, volar, volar, volar, volar.
Hoy voy a viajar mil años luz,
ya no cargaré ninguna cruz.
Es ahora, es la hora, es la hora de soltar tus miedos.
Es la hora, es la hora de volar, volar, volar, volar.
Hoy voy a viajar mil años luz,
ya no cargaré ninguna cruz.
Es ahora, es la hora, es la hora de soltar tus miedos.
Es la hora, es la hora de volar, volar, volar, volar.

Lali Espósito |

Lali Espósito - A BAILAR
A BAILAR
2014

La Renga - Sabes que

Sabes que el mundo no es mejor si no hay una razón para ser valiente.



SABES QUE

Sabes que el mundo no es mejor 
si no hay una razón para ser valiente. 
Si mirás a tu alrededor, verás que del dolor 
se aprende algo siempre. 

Y el pesar que te toca vivir 
sólo vino a vos para hacerte fuerte. 

La tristeza siempre va a volver, 
porque vive acá, es ésta su gente. 
Para que vuelvas a ser feliz, 
siempre ella vendrá, nunca se detiene. 

Sabes que el mundo no es mejor 
si no hay una razón para dar un paso al frente. 
Y si ser es caer en el error, 
sabrás que ser feliz lastima algo siempre. 

El pesar que te toca vivir 
es sólo para que puedas engrandecerte. 

La tristeza siempre va a volver, 
porque vive acá, es ésta su gente. 
Para que vuelvas a ser feliz, 
otra vez vendrá, nunca se detiene. 

La tristeza siempre va a volver, 
porque vive acá, es ésta su gente. 
Para que vuelvas a ser feliz, 
siempre ella vendrá, nunca se detiene.

PESADOS VESTIGIOS
2014

Infinito Amor

Infinito Amor

Infinito Amor

No importa en que estas amor, te sigo  igual
No me importa en que crees, yo creo en ti igual
No importa que me niegues, tienes mi consciencia  igual

Te adoro tanto, aunque tu obscuridad  me de terror
Te extraño tanto amor, que aceleras mi latir en tu corazón
Te alejas  y mi corazón llora,  se arruga de dolor

Te hice completamente libre, Asumo mi amor
Te di todo lo que soy,  Asumo mi amor
Te entregué un universo para crear, Asumo mi amor 

Orgulloso de lo que haz decidido ser, en mi creación
Orgulloso del camino que haz creado, tu propia creación
Orgulloso porque sigue siendo, mi creación

No entiendo, el diseño de tus propios laberintos, criaturita inventor
No entiendo tu susto, tus escondites, a que juegas amor?
No entiendo tus creencias amor, te olvidaste que eres Dios?

No olvides nunca, siempre seré tu corazón,  sin importar tu decisión
No olvides nunca, el camino de retorno, lo dibujé en nuestro corazón
No olvides nunca, me recrearé una y mil veces,  respetando tu opción

Te amo tanto,  que pintaré  señales en el cielo, que  hagan  recordar  tu lugar
Te amo tanto , que inventaré  nuevos colores, que  hagan recordar  tu brillante luz 
Te amo tanto, criatura exquisita, recuerda que te adoro !.


Rafkky


http://rafkky.wix.com/una-nueva-tierra

Pregúntale al Principito ¿Amar o Querer?




Pregúntale al Principito ¿Amar o Querer?

Te amo ;  dijo el Principito…
Yo también te quiero;  dijo la rosa.
No es lo mismo;  respondió él.

Querer es tomar posesión de algo, de alguien. Es buscar en los demás eso que llena las expectativas personales. Querer es hacer nuestro lo que no nos pertenece, es adueñarnos o desear algo para completarnos, porque en algún punto nos reconocemos carentes. Querer es esperar, es apegarse a las cosas y a las personas desde nuestras necesidades. Cuando el “bien” querido no nos corresponde, nos sentimos frustrados y decepcionados. Si quiero a alguien, tengo expectativas, espero algo. Si la otra persona no me da lo que espero, sufro.

Amar desde el corazón es desear lo mejor para el otro, aún cuando tenga motivaciones muy distintas. Amar es permitir que seas feliz, aún cuando tu camino sea diferente al mío. Es un sentimiento desinteresado que nace en un donarse, es darse por completo desde el corazón. Por esto, el amor nunca será causa de sufrimiento.
Cuando amamos nos entregamos sin pedir nada a cambio, por el simple y puro placer de dar.

Amar implica tirarse al vacío, confiar la vida y el alma. Y el alma no se indemniza. Amar es amarse a si mismo, luego tienes amor para amar.
Amar es la confianza plena de que pase lo que pase, da lo mismo, no porque me debas nada, no con posesión egoísta, sino estar, en silenciosa compañía.

Amar, es saber que te Amas, ni las tempestades, ni los inviernos te apaga. Amar es darte mi corazón para que te quedes en el, sin esperar sin cuestionar nada. Dar amor no agota el amor, lo aumenta. La manera de devolver tanto amor, es abrir el corazón y dejarse amar.


Ya entendí ; dijo la rosa.
No lo entiendas, vívelo; dijo el Principito.



Viento de Cordillera http://rafkky.wix.com/una-nueva-tierra



Infierno conocido

Infierno conocido
No puedo dormir. Esta noche no es el dolor,o la soledad. Esta noche es fuego, calor.
Sin compañía y con las limitaciones nuevas a las que no me acostumbro.y creo que nunca lo haré.. Al diablo la aceptación. Al diablo.la Natalia que entiende todo. Son casi las cuatro de una madrugada de verano dice la voz cual melodía que sale de la radio. Hoy este calor me segrega y pone en mi cara todo lo que no puedo...todo lo que no pude...todo aquello que no podré hacer?A lo que tendré que hacer hábito.
Me niego.
Me reniego.
Me retuerso en este infierno que conozco.
Me segrega,me deja sola. Más sola que nunca.
Que voy a hacer?Está enfermedad no me regenera.solo cuesta abajo.
No es tristeza. Ni depresión. Es realidad. 26-1-15

Enlaces

Buzzear (AR) " /> Grippo Free counter and web stats Círculo Amigos Todoar Posicionamiento WEB
Seo. Posicionamiento natural.
http://www.grupounetcom.com/
Subscribe to updates Xumbia. Directorio de sitios. Avisos Clasificados Gratuitos
Alta en Buscadores

posicionamiento web
Posicionamiento Web